lunes, 10 de enero de 2011

Para muestra, sobra un botón...

Para los interesados que aún no pudieron reunirse con el libro, acá va un adelanto...



Hay una constante que se repite, una frase que une todas mis relaciones, unas tras otra: "Sos muy celosa". Injustamente, cada uno de los hombres que pasaron por mi vida intentaron justificar sus actos macabros detrás de esa falacia. Así me intentaban hacer creer que la loca paranoica era yo y que con ésa sola frase los iba a eximir de culpa y cargo. Nunca me comí el cuento. Cada vez que lo necesito voy a terapia a resolver mis problemas, no me tiren encima los suyos. Háganse cargo.


Las situaciones eran de lo más diversas, pero ahí estaban ellos para repetir el modelo. Para muestra, sobra un botón: "¿Nene, cómo puede ser que salgas todos los sábados con tus amigos?"... "Es normal, vos sos muy celosa"; "¡Pero te estás acostando con tu mejor amiga!"... "No exageres, vos sos muy celosa"; "¿Por qué tu compañera se quedó a estudiar toda la noche en tu casa?"... "Por favor, ¿qué tiene de malo? Vos sos muy celosa"; "¿Por qué agregas todos los días a alguna trola nueva al Facebook? Me revientan esas nenas que se sacan fotos en el baño, miran a la cámara haciendo trompita, se anudan la camiseta sobre el ombligo y direccionan el zoom desde arriba, para enfocarse de lleno las tetitas. ¿Todas tienen que ser tus amigas?"... "Podrían ser mis hijas (?). Vos sos muy celosa".


Basta, ¿no les enseñaron otro latiguillo? Ah sí, un par más conocen: histérica, exagerada, paranoica, desbordada y la más usada, la número uno, hincha pelotas. ¿Qué fácil sería la vida si cada vez que alguien me dice algo que me molesta la hago callar con un: "No seas hincha pelotas"? Qué liviano sería todo. Por favor, ¿ustedes pasan la noche en un cabaret barato con cuatro locas sentadas arriba de su falda y yo soy la loca?


En fin, este libro no es más ni menos que la coronación de mi catarsis que arrancó hace tres años en el blog Capitana del espacio, siguió en Matemos a los ex y ahora termina acá, con la creación de este libro. No se acaba la matanza, pero esta es la frutilla del postre, la posibilidad de inmortalizar parte de mi historia (y la de ustedes). Una forma extraña de hacer justicia por mano propia: Vos me jodiste tanto tiempo, tomá temblá, hasta que no leas el libro en su totalidad vas a estar con la cola entre las patas, ¿y si te nombro? ¿Y si lo lee tu nueva mujer y se entera de lo que realmente sos? Me encanta, sus miedos me vuelven loca de alegría.


No pienso parar, quiero invadir todo, sueño con que este libro llegue a todos lados y debo aclarar que no me mueve la ambición económica (nadie se volvió rico escribiendo un libro, salvo que en la tapa diga "Harry Potter y la piedranosecuanto", obviamente no es el caso). Mi motor es mucho más grande, la venganza es la gasolina que alimenta mis venas. Quiero que las ex parejas de cada una de las personas que mandaron su historia tengan miedo hasta el final, que deban leer el libro a escondidas de su nuevo entorno; que tengan que forrar la tapa con papel araña azul y ante la pregunta insistidora de su mujer: "¿Qué lees mi amor?", no sepan que contestar; y tengan que improvisar un insulso: "Nada importante, un manual que me dieron en el trabajo, tengo que estudiar para un nuevo curso".


Qué divertido, me los imagino encerrados en el baño con el libro entre las manos; o en los subtes camino al trabajo; o esperando que el semáforo se ponga en rojo para leer un poquito más. Ya escuchó el pum pum pum de sus corazones galopando a mil por minuto: ¿estaré o no estaré? ¿Esta guacha se animó a mandar nuestra historia? Y la guacha que sí se animó, ahora está sentada en una silla mecedora cruzada de brazos, esperando el tan ansiado llamado, con una sonrisa socarrona. "¿Usted es Fulanita? Su ex pareja acaba de ingresar a la guardia de un hospital, entró con palpitaciones, con el último aliento, pidió que por favor la llamemos a usted". Ay querido, se dieron vuelta los papeles, ahora estás comiendo de mi mano: "Dígale que no puedo ir, que tengo una vida fabulosa y que no puedo dejar de disfrutarla ni un minuto. Pero por favor, eso sí, hágale saber que me interesa que se mejore. Gracias señora por comunicarse y darme esta noticia tan preocupante".


Listo, no hay más vueltas. Se larga la maquinaria de venganza. Si logramos que, en algún lugar del mundo, al menos un ex sufra ése miedo incontenible, este libro valió la pena.

15 comentarios:

Liz dijo...

que bueno capi =) la verdad todas hemos sufrido por los ex pero bueno, hay que seguir adelante =)

besos!

yop! dijo...

hay me encanto....auqnue todavia no tengo el libro en mis manitas confio en que pronto se reuna conmigo... y claro despues de leerlo prometo mandar a comprar uno para mi ex :D seria genial jajajjajajaajajajaja se lo hago llegar con su nueva novia....
Besos

liliana dijo...

hola capi.!! nuevamente felicitaciones.!!! mis manos no han tocado todavia esas hojitas amenazadoras, hojas que develan la mala actitud y cobardia de nuestros ex...jajajajaja.!!! me encantaria enterarme de que alguno pase por la situacion que describiste arriba, y aunque no sea tal cual seguramente UNO se siente amenazado, seguro segurooo.!!! jajajaja.!!! bueno besitos y desp te escribo para ver que me hagas llegar el libro.

escuchando palabras dijo...

Tengo q ir urgente a comprar el libro...besitos

Mary Reed dijo...

Voy a agregar una frase:

"sos muy agresiva"

Si, la agresividad consiste en ponerte un espejo enfrente de la jeta, imbécil.

Analia dijo...

Capi... asi es un buen libro que grite al mundo que haber terminado con ESE fue lo mejor que pudimos hacer :) un abrazo enorme para ti.

Lady Micas dijo...

"la venganza es la gasolina que alimenta mis venas"
Sos lo mas!
abrazo!

LS dijo...

No seas trastornada... esa es otra frase...

Genial me rei mucho :)
Sobretodo el libro forrado con papel Araña azul jajaja años q no veia algo asi jajaja Genial!!!!

Anónimo dijo...

Que asi sea!

Capitana del Espacio dijo...

Gracias :)

Mariela Torres dijo...

¿Empieza así? Está muy bien escrito, tengo que tenerlo en mi manos.


Besos.

Anónimo dijo...

Hola chicas, es la priemra vez que entro a tu blog, y la verdad genial !!!
Te cuento que mi venganza no es por medio de un libro sino que la lleve a internet.
PAra que comprendas las cosa abreviada esa asi: conozco a una hombre transcurre la relacion por 10 años, de puta casualidad bucando info en internet me entero que no se llama como lo conoci, es casado, tiene hijas .. y otras minitas por ahi !!! todo un desquiciado.
Com sugerencia de una amiga y con no poco dolor, publique mi historia en el fb, lo comparti a todos mis contactos y algunos de ellos con los suyos a modo de "prevencion" (venganza) por tanto dolor. Di su nobre real, sus blogs y algunos de sus otros perfiles del fb... no sabes la cantidad de gente que me contacto. No suelo hacer este tipo de cosas para la verdad creoq ue no se puede quedar en el anonimato.
Por supuesto que él asi como entró salio, es decir aun espero comprendar su actitud.... pero creo que es mejor asi: sola que mal acompañada

Capitana del Espacio dijo...

Uff terrible, te invito a leer el nuevo post, mandá tu historia y participá por lindos sorteos!!

hernaaan dijo...

No sé si hablás desde el humor o desde el odio, pero supongo que si yo fuera tu ex, me reiría del libro :P

Si vivís del pasado es porque no tenés presente.

Ah, una cosa es un chanta, un malnacido, alguien que no tiene buenas intenciones de entrada. Pero otra cosa es empezar bien, pasar el tiempo y dejar de llevarse como antes, pelear, no verse, separarse, listo. A otra cosa.

Matemos a "los" ex, no... Matemos a "ese/a" ex, puede ser.

Capitana del Espacio dijo...

Es un libro de humor, imaginate, sino ya estaría presa!!